La CIE 11 (OMS) adapta su nomenclatura al DSM 5 (American Psychiatric Association)

INICIO / PSIQUIATRÍA DEL DESARROLLO / La CIE 11 (OMS) adapta su nomenclatura al DSM 5 (American Psychiatric Association)
Clasificación de Enfermedades de la OMS: CIE 11

La CIE 11 (OMS) adapta su nomenclatura al DSM 5 (American Psychiatric Association)

La CIE 11 de la Organización Mundial de la Salud (OMS) cambia la palabra Transexualidad por Incongruencia de Género

Ha salido en todos los medios de comunicación que la OMS ha suprimido la transexualidad como enfermedad mental, algo que es una verdad a medias.  Nunca la OMS ha denominado a los problemas relacionados con la salud sexual “enfermedad”, sino trastorno (“disorder”), como tampoco lo realiza el DSM que, igualmente, los denomina con la misma palabra.

Lo que realmente ha hecho la OMS es adaptar la nomenclatura, y su descripción clínica, a la realizada por la Asociación Americana de Psiquiatría en su Manual DSM 5. Para ello, uno de los cambios ha consistido en  englobar los problemas relacionados con la salud sexual dentro de un mismo epígrafe: CONDICIONES RELACIONADAS CON LA SALUD SEXUAL (17), que incluye dos apartados: Las diferentes DISFUNCIONES SEXUALES:

  • Disfunción hipoactiva del deseo sexual.
  • Disfunciones del arausal sexual.
  • Disfunciones orgásmicas.

y la INCONGRUENCIA DE GÉNERO,  a su vez con dos variantes:

  • Incongruencia de género en la adolescencia y adultez.
  • Incongruencia de género en la infancia.

Veamos cuáles son los criterios de la CIE 11  para poder hablar de Incongruencia de género.

  • Incongruencia de género en la adolescencia y la adultez.

“La incongruencia de género de la adolescencia y la adultez se caracteriza por una marcada y persistente incongruencia entre la experiencia individual  de género y el sexo asignado, que se manifiesta por al menos dos de los aspectos siguientes: 1) un fuerte malestar o incomodidad con las características sexuales primarias o secundarias (en los adolescentes, la anticipación de las características sexuales secundarias) debido a la incongruencia con su género experimentado; 2) un fuerte deseo de liberarse de alguna o de todas las características sexuales primarias y/o secundarias (en adolescente, la anticipación de las características sexuales secundarias) debido a su incongruencia con la experiencia de género; 3) un fuerte deseo de tener las características primarias y/o secundarias del género experimentado. El individuo experimenta un fuerte deseo de ser tratado (vivir y aceptado) como una persona del género vivido. El género experimentado debe estar presente durante al menos varios meses. El diagnóstico no se ha asignado antes del inicio de la pubertad.

Variantes en la conducta de género y solo preferencias no son suficientes para asignar el diagnóstico.”

  • Incongruencia de género en la infancia.

“La incongruencia de género en la infancia se caracteriza por una marcada incongruencia entre el género experimentado por el individuo y el sexo asignado en la prepubertad en los niños. Incluye un fuete deseo de ser un género diferente que el sexo asignado. Incluye un fuerte deseo de ser un género diferente que el sexo asignado; un fuerte malestar sobre alguna parte de él o su anatomía sexual o anticipadas características sexuales secundarias y/o un fuerte deseo por las primarias y/o las anticipadas secundarias características  sexuales acordes con su género vivido; y emular o juegos, juguetes, o actividades y actividades con sus compañeros que son típicos del género experimentado más que del sexo asignado. La incongruencia debe persistir alrededor de dos años.

Variantes en la conducta de género y solo preferencias no son suficientes para asignar el diagnóstico.”

En conclusión

Creo que los medios de comunicación han difundido una noticia que no corresponde en absoluto a la realidad.

Para mí no es importante el que se le denomine ahora “incongruencia de género”  o Disforia de género (es lo mismo), sino ver la forma de que la ciencia avance en el conocimientos de un hecho real que produce un gran sufrimiento en las personas que lo presentan. Hay que eliminar toda ideología interesada y que sea la ciencia quien tome el relevo.

Efectivamente, aunque cada vez menos, las personas que sufren este problema han estado estigmatizadas y han sido, incluso son, víctimas de discriminación y rechazo, pero no creo que el camino para superar el estigma sea ocultar la verdad, sino la educación de la sociedad en cuanto a la diversidad. Si solo nos limitamos a decir que la etiqueta estigmatiza, habría que retirar la etiqueta a todos los problemas que recoge la CIE 11 en relación la salud mental, conductual y sexual.

8,691 total views, 8 views today

ACERCA DE JOAQUIN DIAZ ATIENZA

Licenciado en Medicina y Cirugía y Doctor en Neurociencias por la U. de Granada Psiquiatra por la U. Pierre et Marie Curie - Paris; Psiquiatra Infanto-juvenil por la U. Pierre et Marie Curie - Paris; Master en Bioética; Master en Psicobiología y Neurociencia Cognitiva; Psicoterapeuta

Check Also

315.39. Trastorno de la comunicación social (pragmático). Actualización

obténgalo en PDF Los avances científicos en el Trastorno de la comunicación social (pragmático) (TCS), …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

* Se requiere casilla de verificación RGPD

*

I agree - Estoy de acuerdo

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

y Politica de Privacidad ACEPTAR
Aviso de cookies