Reunión Vaticana contra los abusos sexuales: un auténtico teatro

INICIO / PAIDOFILIA-PEDERASTIA-AGRESIÓN SEXUAL / Reunión Vaticana contra los abusos: un auténtico teatro
Abusos sexuales en la Iglesia Católica

Reunión Vaticana contra los abusos: un auténtico teatro

La Iglesia Católica ha perdido en la Reunión sobre los Abusos Sexuales una gran oportunidad para aplicar una solución definitiva

Creo que la Iglesia ha perdido una gran oportunidad para enfrentarse a los abusos sexuales cometidos por el clero. La solución de cualquier problema complejo necesita de un análisis profundo de las causas que subyacen en su presentación y atajarlas de forma radical. Todo lo demás son paños calientes para una enfermedad grave que ha puesto en entredicho la credibilidad de la Iglesia.

Hay que hacer frente con la verdad, por muy descarnada que sea, hay que eliminar cualquier duda y recuperar la confianza de los fieles que aún mantienen la esperanza.

Abusos sexuales a menores en la Iglesia

Un aspecto muy importante cuando hablamos de abusos sexuales a menores de edad, es distinguir la pederastia de la efebofilia. La primera consiste en el abuso sexual a prepúberes, en tanto que la efebofilia son los cometidos con menores púberes o adolescentes.  Igualmente, los abusos pueden cometerse contra menores del mismo sexo que el abusador (tipo homofílico u homosexual), o del sexo contrario (abuso heterosexual).

Aunque los abusos se han producido tanto en niños y adolescentes de ambos sexos, la proporción de niños del mismo sexo que el agresor llega a porcentajes claramente significativos, estimándose en algunas estadísticas el 80% y de  características homofílicas. La constatación de este hecho nos plantea dos preguntas. La primera,  sobre la prevalencia de pederastas homosexuales en el clero y la segunda si existe una relación entre homosexualidad y pederastia. Respecto a la segunda, al menos en las investigaciones que se han realizado en población general, no parece que exista esa relación. Y respecto a la segunda, tras las investigaciones realizadas a partir de los datos aparecidos en el Informe de John Jay College of Criminal Justice (“JJR Data”)  de abusos desde 1950 a 2002, el John Jay College in 2004 and 2011(“JJR Data1) y la encuesta realizada a 1854 presbíteros por el periódico Los Ángeles Time en 2002 sobre su orientación sexual y la existencia o no de una subcultura homosexual en los seminarios, podríamos afirmar que en el clero de la Iglesia Católica americana si existe una relación muy significativa entre orientación homosexual y abusos de menores. Es importante conocer que la encuesta  del periódico Los Ángles Time  es aleatorizada y representativa.

A continuación presento algunos gráficos comentados del estudio realizado por D. Paul Sullins del Ruth Institute, ampliamente conocido por todos.

Correlación entre porcentaje de abusos sexuales y clérigos homosexuales

Figura 1

Abusos sexuales y clérigos homosexuales
  • Podemos observar que la correlación entre abusos a menores y la orientación homosexual de los agresores es del .90 lo que significa una asociación incuestionable y cuya tendencia se modifica en la década 1995-1999.
  • Este cambio de tendencia, hay investigadores que la ponen en relación con la presencia de una subcultura homosexual en los seminarios y una mayor aceptación de esta orientación, tanto en la sociedad, como entre el clero, lo que daría lugar a mantener relaciones sexuales con adultos.

Incremento de sacerdotes homosexuales y cambios en la tendencia de abusos

Figura 2

Incremento de sacerdotes homosexuales y tendencia en los abusos sexuales
  • Vemos en la Figura 1 que desde 1975 a 1994 es cuando mayor número de incidentes de abusos a menores se produce, lo que coincide con el incremento de ordenaciones de sacerdotes con orientación homosexual. Este incremento se inicia inmediatamente después del Concilio Vaticano II y comienza a declinar en 1990. En el quinquenio 1995 -1999 se produce un dato importante: el porcentaje de presbíteros homosexuales supera al de las nuevas ordenaciones con esta orientación (15,9% frente a 14,9%, respectivamente).
  • Solo la existencia de un periodo de latencia entre la ordenación sacerdotal de dos/tres años y el inicio de los abusos podría explicar que, si bien el año que se ordenan más sacerdotes con orientación homosexual se produce es quinquenio 1980-1984, el quinquenio en el que se produce más abusos sea el que va de 1985 a 1989.

Subcultura homosexual en los seminarios y abusos sexuales

Figura 3

Cultura homosexual en los seminarios y abusos sexuales
  • La correlación entre cultura homosexual en los seminarios y la incidencia de abusos en menores es del .96%. Por tanto, creo que esta asociación está lo suficientemente clara como para no realizar ningún comentario aclaratorio.
  • Si sería interesante conocer las razones del por qué descienden el número de abusos homosexuales a menores, en tanto que la prevalencia de sacerdotes con esta orientación sexual está en aumento. Hay quien opina, como se ha dicho anteriormente,  (habría que analizarlo objetivamente) que este fenómeno se produce por el desplazamiento de las actividades homosexuales hacia los adultos ante la aceptación social más generalizada de la homosexualidad.

ALGUNAS REFLEXIONES PERSONALES

  • Si la evidencia de una asociación significativa entre homosexualidad y abusos sexuales (alrededor del 80%) está contrastada, ¿por qué la Iglesia prohíbe explícitamente abordar este aspecto tan relevante durante la reciente reunión vaticana contra los abusos.
  • ¿Podría ser que, como escribe el homosexual Frédéric Martel en su libro “Sodoma. Poder y escándalo en el Vaticano”, el 80% de los presbíteros y jerarquía de la Iglesia Católica son de orientación homosexual?.
  • ¿Por qué el papa Francisco elige a obispos y cardenales que presentan un curriculum de ocultación de abusos y de clara orientación homosexual?.
  • Presiento que la Iglesia, si es incapaz de abordar las causas de los abusos a menores y atajar de raíz el escándalo y el problema de los abusos, está abocada a su desaparición tal como hoy la conocemos. Sobran palabras y se echan de menos acciones contundentes. 

251 total views, 1 views today

ACERCA DE JOAQUIN DIAZ ATIENZA

Licenciado en Medicina y Cirugía y Doctor en Neurociencias por la U. de Granada Psiquiatra por la U. Pierre et Marie Curie - Paris; Psiquiatra Infanto-juvenil por la U. Pierre et Marie Curie - Paris; Master en Bioética; Master en Psicobiología y Neurociencia Cognitiva; Psicoterapeuta

Check Also

La Iglesia Española no escapa a la abominación de los abusos sexuales. 2)Gerona

obténgalo en PDF Vilobí d’Onyar, otro ejemplo de lo que nunca se debería hacer frente …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

* Se requiere casilla de verificación RGPD

*

I agree - Estoy de acuerdo

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

y Politica de Privacidad ACEPTAR
Aviso de cookies